El obsceno pájaro de la noche, de José Donoso: la decadencia sin límites.

Portada de El obsceno pájaro de la noche, de José DonosoJosé Donoso fue escritor, docente y periodista chileno nacido en Santiago de Chile en 1924, formó parte del llamado boom latinoamericano y dejó obras tan importantes como El obsceno pájaro de la noche, que es sin lugar a dudas una de las novelas fundamentales de la literatura hispanoamericana, además de  Coronación (1957) que fue su primera novela, o Casa de campo (1978), donde se hace una fuerte crítica a la dictadura de Pinochet, lo que le supuso el exilio en 1973 a España. Considerado como miembro de la Generación de los 50 en literatura o generación del Boom chileno, José Donoso trabajó como columnista y ayudante en la revista Ercilla durante años. También tocó el género poético publicando el poemario Poemas de un novelista (1981).

El obsceno pájaro de la noche comienza en la Casa de Ejercicios Espirituales de la Encarnación de la Chimba, un convento del siglo XVIII que se encuentra en el casco histórico de Santiago de Chile.  La Casa de la Chimba es una especie de asilo para mujeres ancianas y niñas huérfanas, regentado por monjas. En dicha casa vive Humberto Peñaloza, también conocido como el Mudito. Humberto es el hijo de un maestro de escuela que trata de inculcar a su hijo la idea de intentar triunfar y ser alguien en la vida. Para ello, el deseo del  padre de Humberto es que su hijo trabaje para Jerónimo de Azcoitía, un aristócrata, empresario y político chileno a cuyas órdenes acabará trabajando Humberto como secretario. Cuando Humberto comienza a trabajar para Jerónimo Azcoitía, este se encuentra casado con la bella Inés, de la que Humberto se queda prendado desde el primer momento.

El matrimonio Azcoitia desea tener descendencia, pero la aparente esterilidad de Inés lo impide. Entonces interviene un personaje peculiar dentro de la trama de la obra llamado Peta Ponce, antigua niñera de Inés. Se trata de una vieja de aspecto repulsivo, que tiene algo de bruja y alcahueta, a quien don Jerónimo detesta.
Inés y Peta Ponce traman una forma de conseguir el embarazo. Para lograrlo, es necesario que Inés y Jerónimo hagan el amor en la casa de la vieja hechicera, pero Jerónimo no acepta esta condición. Víctima de los hechizos de Peta Ponce, Humberto Peñaloza acaba haciendo el amor con la vieja bruja confundiéndola con Inés, mientras ésta y Jerónimo lo hacen en su casa. De este embrujo, el matrimonio Azcoitía logra procrear un descendiente, Boy, un niño deforme y grotesco.
Aterrado por el aspecto deforme de su hijo, Jerónimo de Azcoitía, ayudado por el fiel secretario Humberto, manda construir una mansión en la que Boy podrá vivir un mundo completamente aislado del mundo exterior donde la deformidad de Boy no sea una rareza, sino la norma. De este modo el padre pretende protegerlo de la crueldad y el rechazo de una sociedad llena de prejuicios. Humberto Peñaloza será el encargado de hacer realidad esos planes, habilitando una enorme mansión, La Rinconada, donde todos los habitantes serán seres deformes para que el niño crezca rodeado por la deformidad y la entienda como normal y canon de belleza. Al frente de La Rinconada, Jerónimo pone a Humberto, quien debe rendirle cuentas una vez al año.

Por otro lado, lejos de esta ubicación encontramos una historia contada dentro de la Casa De Ejercicios Espirituales de La Encarnación de la Chimba, propiedad del aristócrata Jerónimo Azcoitía, que se encuentra habitada por huérfanas y viejas. Estas dos historias, dentro de la historia narrada en las páginas del libro, muestran al lector múltiples matices de la desesperación y, por contraposición, los placeres que se sienten en la cotidianidad, anudándose estos dos polos opuestos en un proceso de supervivencia que se sobrelleva con el terror ante lo oscuro, lo deforme o lo innombrable. Una metamorfosis donde los distintos narradores vienen de diferentes puntos de vista. El más importante es Humberto, personaje principal y escritor, que va aunando en sí mismo a sus caracteres.

Esta novela, que fue escrita en el año 1970, transporta al que se adentra en la historia a viaje que comienza en el ser y desemboca en la nada, plantea un mundo que se encuentra destinado a la decadencia más absoluta, al deterioro y al olvido de cualquier identidad existente. El libro experimentó continuas revisiones y correcciones por parte del propio autor, que demoró ocho años su conclusión, siempre con grandes problemas e intranquilidades, estando incluso a punto de renunciar a escribirlo. De naturaleza interesante, ambiciosa, pero con un estilo propio y estudiado. No se encuentra un mundo tranquilo y en paz en esta obra, desde la primera página, el lector va a volar entre momentos caóticos, delirantes y que le mostrarán un claro reflejo de las pinturas negras de Goya, así como un raciocinio esquizofrénico con un aire oscuro y abandonado.

El obsceno pájaro de la noche. José Donoso. Alfaguara.

Para concluir, a modo de adenda, les dejo este interesante fragmento de una entrevista realizada en el programa A fondo, en la que Donoso explica cómo fue el difícil proceso de gestación de esta novela:

Acerca de Jaime Molina

Jaime Molina

Licenciado en Informática por la Universidad
de Granada. Autor de las novelas cortas El pianista acompañante
(2009, premio Rei en Jaume) y El fantasma
de John Wayne (2011, premio Castillo-
Puche) y las novelas Lejos del cielo (2011, premio
Blasco Ibáñez), Una casa respetable (2013, premio
Juan Valera), La Fundación 2.1 (2014) y Días para morir en el paraíso (2016).

Uso de cookies

Este sitio utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies