Huasipungo, de Jorge Icaza: una rebelión indigenista.

Portada de Huasipungo, de Jorge Icaza

Huasipungo es una novela que presenta la profunda tragedia del indio ecuatoriano. Ambientada en el Ecuador de la primera mitad del siglo XX, Huasipungo es una de las obras más importantes de la bibliografía de Jorge Icaza. Desde luego, es capaz de plasmar la decadencia, la injusticia y la desazón de los indígenas ecuatorianos.

Un argumento indigenista

La historia comienza con el dueño de un rancho ecuatoriano característico de la época. Su nombre es Alfonso Pereira y está a punto de ser abuelo. La hacienda, llamada Cuchitambo, está gestionada en modo huasipungo, con indígenas que viven y trabajan en ella. Con motivo del próximo alumbramiento de su nieto, escoge a Cunshi como nana para el recién nacido. Su marido, Andrés Chiliquinga, es el indio protagonista de la narración.

Al no encontrar a su esposa, piensa que ha decidido abandonarlo y decide irse a trabajar al monte, donde pierde una pierna. Como consecuencia de ello, vemos que empieza a producirse un fuerte enfrentamiento entre el patrón y el indio, el cual se agrava cuando don Alfonso Pereira se interesa por la cuidadora de su nieto y decide cortejarla.

En paralelo, la mayor parte de los indios son enviados a trabajar en la construcción de una carretera, donde soportan interminables jornadas laborales y el trato inhumano y despótico del capataz. No pocos de ellos deben arriesgar sus vidas para realizar sus tareas (incluso algunos mueren). El malestar aumenta en la medida en que son conscientes de que solo el juez, el cura del pueblo y un inversor extranjero van a salir beneficiados de la obra viaria.

La crecida del río como consecuencia de las lluvias provoca un cambio drástico en la situación: la zona en la que estaban construyendo queda inundada, pero también las huertas y las viviendas de los indios. La desolación es absoluta y el hambre se convierte en un azote para todos.

Si continuamos la lectura de Huasipungo, comprobaremos cómo las desgracias siguen cebándose con el indio Chiliquinga. Su esposa ha muerto y no será enterrada en el cementerio de la iglesia sin realizar un prohibitivo desembolso al sacerdote. Finalmente, decide robar una res para poder darle la sepultura que desea; sin embargo, es descubierto y apaleado.

Cuando la situación se vuelve insostenible, el odio, el rencor y toda la violencia acumulada se desatan. Chiliquinga congrega al resto de los indios para asaltar la hacienda. Allí ya no queda nadie: los amos han huido a Quito.

Las autoridades se enfrentan a los indios rebeldes, de los que unos pocos terminan refugiados en una choza. Cuando el techo comienza a arder, todos saben que solo les espera la muerte. En un acto heroico final, pleno de casta, orgullo y desprecio a sus enemigos, el protagonista sale de su escondite con su hijo entre brazos gritando «¡Ñucanchic huasipungo!». Son recibidos a balazos. Su frase sigue flotando en el ambiente tras las ejecuciones. La novela nos cuenta que, cuando sopla el viento helado entre los páramos americanos, todavía hoy se escucha ese mismo grito: «¡Ñucanchic huasipungo!».

Un estilo exigente

Esta obra de Jorge Icaza marca el paso de la novela romántica indianista a su realismo más sobresaliente. En este sentido, puede considerarse pionera dentro de su generación.

Escrita en 1934, Huasipungo nos llama la atención por la gran riqueza léxica del vocabulario indígena que contiene, lo que en ocasiones nos exige tener delante un diccionario o un traductor para seguir su lectura de forma fluida.

Con una narración descarnada que transmite sufrimiento y una excelente narración geográfica, Huasipungo nos deja una profunda huella sobre la condición humana y el sufrimiento del indígena.

Huasipungo. Jorge Icaza. Cátedra.

Acerca de Jaime Molina

Jaime Molina
Licenciado en Informática por la Universidad de Granada. Autor de las novelas cortas El pianista acompañante (2009, premio Rei en Jaume) y El fantasma de John Wayne (2011, premio Castillo- Puche) y las novelas Lejos del cielo (2011, premio Blasco Ibáñez), Una casa respetable (2013, premio Juan Valera), La Fundación 2.1 (2014) y Días para morir en el paraíso (2016).

Check Also

Albert Camus en la redacción de Combat

La noche de la verdad, de Albert Camus: el escritor comprometido

La noche de la verdad, de Albert Camus, reúne parte de su obra periodística. Al …

Deja una respuesta