Las 10 mejores novelas de terror de todos los tiempos

Las historias de miedo siempre han tenido una gran acogida entre los lectores. Y es que las novelas de terror siempre ha sido una fuente de entretenimiento que, al mismo tiempo, han sabido desarrollar una prosa muy artística y cuidada. Es por eso que algunos de los mejores escritores de todos los tiempos cosecharon este género, legándonos títulos absolutamente imprescindibles para cualquier biblioteca.

Muchas de estas novelas de terror corresponden al período gótico en el que, especialmente en Inglaterra y en Francia, los relatos sobrenaturales y de horror tuvieron muy buena acogida. Con todo, algunos de los títulos que citaremos pertenecen también a autores actuales que nos han ofrecido algunas de las historias más espeluznantes que hayamos podido leer.

“Drácula” (1897) de Bram Stoker

La gran historia del conde Drácula, en Transilvania. Una novela de tipo epistolar entre dos jóvenes enamorados donde uno de ellos tiene que ir a visitar al conde a su castillo. El vampiro le retiene, y aprovecha para viajar por Europa, concretamente hacia Londres, para reencontrarse con la mujer de la que siempre ha estado enamorado.

Mientras, Van Helsing, uno de los personajes más carismáticos de toda la obra, decide dar caza al vampiro. Y el doctor se embarca en una aventura para recuperar al joven cautivado y librar al mundo del mal que representa Drácula.

En el año 1992 Coppola llevó la novela al cine, con tremendo éxito, creando una muy buena película de terror. Además, la obra se convirtió rápidamente en un clásico, y supuso la consolidación del mito de Drácula.

“Frankenstein o el moderno Prometeo” (1818) de Mery Shelley

Un absoluto clásico inglés que roza la ciencia ficción con tintes de terror. La historia de un científico que decide dar vida, y produce a través de cadáveres un nuevo monstruo. Esta sencilla idea encierra una temática tremendamente compleja. Por un lado es un cuestionamiento a la figura divina, la posibilidad de que también los humanos tengamos la opción de crear una vida y de las consecuencias a las que nos puede conducir esta actitud.

Por otro lado, un interesante tema de fondo es el de la revolución industrial, y el avance desmedido que la ciencia y la técnica estaban experimentando en la Inglaterra de aquél entonces, y si eso podía ofrecer algo positivo o no.

También fue llevada al cine en numerosas ocasiones y este monstruo se ha convertido en una de las referencias más clásicas del mundo del terror.

“Otra vuelta de tuerca” (1898) de Henry James

Una institutriz llega a una casa muy grande en la que tiene que cuidar de dos jóvenes que resultan ser, cuanto menos, inquietantes. A partir de ahí, cosas raras empezarán a sucederle hasta que llega a descubrir la terrible verdad. Un clásico de las novelas de miedo y misterio que, con sorprendente actualidad, se mantiene vigente en nuestros días.

Un ambiente de pesadilla en el que la institutriz se ve envuelta y que está narrado con la prodigiosa maestría de Henry James. Además, se recrea muy bien ese ambiente de misterio y de extrañeza en el que se ven envueltos los personajes y también el lector, que se verá obligado a recomponer las diferentes partes o ideas sueltas de la historia.

Esta novela ha sido versionada para cine, televisión y teatro en más de una ocasión.

“La llamada de Cthulhu” (1928) de H.P. Lovecraft

Este título podemos considerarlo como un relato largo o una novela corta. Locevraft fue uno de los grandes escritores de terror de todos los tiempos, y cada año que pasa su figura se vuelve mucho más reconocida y afamada. En este caso, nos encontramos con uno de sus grandes prodigios narrativos.

En la historia, un hombre muere en misteriosas circunstancias mientras que analizaba escritos mitológicos de una religión antigua. Esta es la piedra angular de buena parte de los relatos que realizará posteriormente Lovecraft, y que generaron una escuela de escritores muy prometedora.

Su influencia fue inmensa, no solo por la brillantez de la narración que realiza, también por la forma en la que es capaz de generar nuevos mundos y hablar de otros terrores. Algo que abrió la puerta a imitadores, fans y una larga saga de escritores que siguieron sus pasos.

Aunque difíciles de adaptar al cine, las historias de Lovecraft también han sido llevadas a la gran pantalla.

“El Resplandor” (1977) de Stephen King

El mundialmente conocido escritor de terror americano publicó su tercera obra convirtiéndose rápidamente en un éxito absoluto. Mucha gente conoce esta narración por la famosa película de Stanley Kubrick, quien supo reflejar perfectamente el ambiente pesadillesco y absorbente del que se habla en esta obra.

La historia tiene como protagonista a un escritor frustrado sin ningún éxito que tiene que ir a cuidar un hotel en invierno, y decide acudir con su familia. Es una manera de ganar algo de dinero mientras que tiene, a la vez, tiempo suficiente para trabajar en su nuevo libro. Lo que en un principio parece que serán unos meses aburridos y solitarios, enseguida empiezan a estar salpicados por visiones, por visitas de fantasmas y por una serie de sucesos paranormales. Lo que al final deriva en una psicopatía que le llevará a querer atentar contra su propia familia. Una idea muy absorbente que termina por convertirse en una historia aterradora.

“La leyenda de Sleepy Hollow” (1858) de Washington Irving

Una conocida historia con un fondo popular que se puede leer como novela corta o como relato largo. El escritor norteamericano recrea la figura del jinete sin cabeza que tiene aterrorizada a la población de Sleepy Hollow. Según la leyenda, el jinete se pasa los días cabalgando, buscando por los bosques su cabeza, y atentando contra cualquiera que se encuentre de por medio.

Ichabod Crane, un profesor, será el protagonista de esta historia, que tratará de enfrentarse al caballero que, aunque nunca se llega a decir quién es, tiene más de conspiranoico que de paranormal.

Un entretenido libro llevado con éxito al cine por Tim Burton en la conocida película de Sleepy Hollow.

“El extraño caso de Dr. Jekyll y Mr. Hyde” (1886) de R. L. Stevenson

Una de las historias más clásicas de la literatura universal. El caso de un doctor amable que guarda un lado oscuro. Aunque sí que posee elementos terroríficos y supersticiosos, en el fondo se trataría de una alegoría sobre la personalidad humana, la forma en la que tratamos de ocultar nuestros defectos o nuestra parte negativa y cómo esta sale a la luz.

Además, muchos han querido ver aquí un anticipo pre-científico a problemas mentales como pueden ser la esquizofrenia o incluso la bipolaridad. Una obra maravillosamente bien escrita que no podemos pasar por alto.

La novela sobre el caso del Dr.Jekyll y Mr. Hyde ha sido versionada para el cine infinidad de veces.

“American Psycho” (1991) de Bret Easton Ellis

El más polémico de los escritores de la Generación X saltó a la fama mundial con esta obra. Si bien la controversia y el escándalo le habían acompañado en obras previas, aquí se consolidó al pintar el frío e hipnótico retrato de un asesino en serie que, en apariencia, era un americano cualquiera de clase alta.

Narra con precisión todas las torturas a las que somete a sus víctimas, las humillaciones o las brutalidades que aplica. Además, lo más fascinante del libro fue que asesinos en serie reales se obsesionaron con el libro, plagiando o imitando buena parte de los métodos que en él se describen. Algo que, evidentemente, convirtió esta novela en un libro maldito.

Fue llevada al cine por Harron en el año 2000, con un éxito y un escándalo parecidos.

“El Golem” (1915) de Gustav Meyrink

Una novela que narra una antigua leyenda judía. La de un golem de piedra que se encarga de proteger a los gentiles de sus enemigos, y que si se introducen papeles en la boca este, por las noches, cumplirá esas órdenes. En este caso, la novela es una auténtica maravilla literaria, podemos apreciar una prosa encerrada en el misterio que trata de ofrecer una historia absolutamente fantasmagórica y mágica en la que se habla de tradición y en la que todo el mundo parece tener algo que ocultar. Un libro no muy conocido pero verdaderamente original.

Existe una versión cinematográfica muda del año 1920. Más recientemente, en 2018, se ha realizado una adaptación más libre de este clásico del terror.

“El rey amarillo” (1895) de Robert W. Chamberse

Para finalizar, una joya literaria que destaca especialmente por la originalidad de su forma. Si bien son cinco relatos en apariencia inconexos los unos con los otros, enseguida encontramos un nexo común: que en todos ellos se habla de mundos en los que se ha publicado un libro prohibido, “El rey amarillo”. A partir de aquí se crea una cosmovisión muy particular del entorno y un ambiente asfixiante y terrorífico en el que nunca se dice nada de forma directa sobre dicho libro, pero donde no se dejan de insinuar ni su peligro ni el riesgo que supone su lectura.

Una auténtica rareza que no hay que pasar por alto.

En conclusión, el terror es un elemento que se combina perfectamente con la literatura. Y aquí podemos encontrar algunas de las novelas de terror más interesantes que se aproximan a lo terrorífico y nos lo ofrecen de una forma desnuda y cruda. Un repaso por los títulos que mayor terror podrán causarnos.

Acerca de Jaime Molina

Jaime Molina
Licenciado en Informática por la Universidad de Granada. Autor de las novelas cortas El pianista acompañante (2009, premio Rei en Jaume) y El fantasma de John Wayne (2011, premio Castillo- Puche) y las novelas Lejos del cielo (2011, premio Blasco Ibáñez), Una casa respetable (2013, premio Juan Valera), La Fundación 2.1 (2014) y Días para morir en el paraíso (2016).

Check Also

Sobre los huesos de los muertos, de Olga Tokarczuk

Sobre los huesos de los muertos, de Olga Tokarczuk: un thriller animalista

La escritora polaca Olga Tokarczuk, recientemente galardonada con el Premio Nobel de Literatura, nos presenta …

Deja un comentario