Elena Poniatowska: la Princesa Roja, Dama de la lucha social

Elena Pônniatowska Premio CervantesDescendiente de una familia de la nobleza polaca, la biografía de esta escritora no está marcada por una historia desgarradora de alguien que ha vivido toda suerte de clemencias. Sin embargo, pese a su posición acomodada, esta veterana escritora ha buscado su fuente de inspiración literaria en el mundo más desfavorecido. Alineada con la izquierda política y la causa feminista, Elena Poniatowska renunció a sus títulos de nobleza -heredó el título de Princesa de Polonia- y se ganó el sobrenombre de Princesa Roja, hasta el punto de que su figura la ha convertido en un referente por la lucha social. Si Poniatowska  aceptara algún título, seguramente le complacería el de Dama de la lucha social, sobre todo en México, su país de adopción que ella considera su verdadera patria pero también en el resto de Hispanoamérica. Sus armas para luchar son en apariencia sencillas, pero muy bien desarrolladas: con su excelente prosa y su talento para las letras realiza una crítica desde una posición privilegiada de observadora que conoce bien la idiosincrasia de distintas clases sociales.

Su nombre completo es Helène Elizabeth Louise Amelie Paula Dolores Poniatowska Amor, y nació en París en 1932. Su pertenencia a una familia noble y acomodada le permitió graduarse en las más prestigiosas escuelas. Al estallar la Segunda Guerra Mundial, su familia huyó de Francia y emigró a México, donde aprendió el idioma español y adoptó la ciudadanía mexicana. Posiblemente fue su tía, la poeta mexicana Pita Amor, quien le influyó el gusto por lo artístico, le transmitió su pasión por la literatura y le hizo ver que su camino y su talento con la escritura tenía que desarrollarse.

Elena Poniatowska  estudió en México y en Estados Unidos. En sus comienzos se inició con el periodismo, adquiriendo habilidades que la ayudaron a formar el estilo narrativo que se le conoce hoy en día. De hecho, una buena parte de su magnífica obra muestra que la crónica periodística puede llegar a convertirse en una de las mejores herramientas literarias de este siglo.

Durante su estancia como periodista, la entonces joven aristócrata decidió tomar un camino muy diferente a lo que su tradición familiar le imponía. Se unió a la causa feminista y se convirtió en miembro activo de la izquierda política, dos  temas muy recurrentes en sus novelas, incluso en sus últimas obras. Su carrera narrativa la inició con un volumen de cuentos titulado Lilus Kikus (1954), escrito bajo la tutela del gran genio del relato Juan José Arreola.

La juventud de Elena Poniatowska  trataba de retratar la vida de las personas que hasta ese entonces eran ignoradas por una sociedad dormida. El ejemplo claro se retrata en su novela Hasta no verte Jesús mío (1969), en donde, con sátira y excelente narración, retrata la vida y obra de las empleadas domésticas.

No fue considerada una escritora brillante hasta iniciada la década de los 70. México fue el hogar de una de las masacres más terribles de la historia: La matanza de estudiantes de 1968 en Tlatelolco, Ciudad de México. Elena Poniatowska fue partícipe de los movimientos sociales que se suscitaron tras este negro suceso, escribiendo La noche de Tlatelolco (1971), ejercicio periodístico que nos permitió conocer esta masacre que el gobierno se empeñó en esconder.  También es notable el papel de las mujeres en sus obras, y el terrible silencio y desdén que sufren por parte de los hombres, como relata en su magnífica y desoladora novela epistolar Querido Diego, te abraza Quiela, inspirada en la relación que mantuvieron la pintora Angelina Beloff y el pintor Diego Rivera.

Su talento literario abarca los más diversos géneros: crónica periodística, novela, relato, teatro, poesía, biografía e incluso cuento infantil, abarcando un amplísimo repertorio que conforma una obra mayúscula con la que la autora demuestra su innegable inquietud cultural, compromiso político y social. Todo ese talento ha sido reconocido con innumerables premios y distinciones, entre los que caben destacar más de una decena de nombramientos en universidades americanas y europeas como Doctora honoris causa, el Premio Rómulo Gallegos por su novela El tren pasa primero, el Premio Biblioteca Breve por la biografía novelada de Leonora Carrington y el Premio Cervantes por el conjunto de su obra.

Acerca de Jaime Molina

Jaime Molina
Licenciado en Informática por la Universidad de Granada. Autor de las novelas cortas El pianista acompañante (2009, premio Rei en Jaume) y El fantasma de John Wayne (2011, premio Castillo- Puche) y las novelas Lejos del cielo (2011, premio Blasco Ibáñez), Una casa respetable (2013, premio Juan Valera), La Fundación 2.1 (2014) y Días para morir en el paraíso (2016).

Check Also

Todos los libros de Jorge Luis Borges. Primeros textos (y IV): El rey de la selva. Prólogo a Notas Lejanas

Posiblemente, la fama internacional de Jorge Luis Borges se debe a su faceta como escritor …

Deja un comentario